El valor de un marido

(NADIE SABE EL VALOR DE LO QUE TIENE, HASTA QUE LO PIERDE)
Tres operarios limpian las ventanas en lo alto de un rascacielos.
Uno de ellos tiene necesidad de ir urgentemente al baño y decide bajar de su silleta.

Mientras está en el baño, un viento fortísimo azota el  edificio y hace precipitar al vacío a sus dos compañeros, quienes se estrellan contra el pavimento…
Esa misma noche, nuestro amigo, que no tiene consuelo por lo ocurrido, acude con su esposa al velatorio de sus compañeros y trata de dar ánimo a las viudas… pero no encuentra suficientes palabras de aliento.
De pronto irrumpen en la sala dos señores muy circunspectos, que preguntan por las viudas y se dirigen a ellas:
.-Señoras: el seguro previsto por la empresa de siniestros…
Se trata de un cheque por 1.250.000,00 EUROS para cada una de ustedes.
.-Tengan los cheques y reciban nuestras más profundas condolencias.

La esposa de nuestro amigo mira anonadada la escena y se dirige a su marido y le dice:
.-¡Claro!  Y el señoritoooooo… ¡¡Cagando!!

 

 

 

 

 

Banqueros

Una tarde un famoso banquero iba en su limosina cuando vio a dos hombres a la orilla de la carretera comiendo césped. Preocupado, ordenó a su chofer detenerse y bajó a investigar.
Le preguntó a uno de ellos:
– ¿Por qué están comiéndose el césped?
– No tenemos dinero para comida. – dijo el pobre hombre – Por eso tenemos que comer césped.
– Bueno, entonces vengan a mi casa que yo los alimentaré – dijo el banquero.
– Gracias, pero tengo esposa y dos hijos conmigo. Están allí, debajo de aquél árbol.
– Que vengan también, – dijo nuevamente el banquero.Volviéndose al otro pobre hombre le dijo:
– Ud. también puede venir.
El hombre, con una voz lastimosa dijo:

 

– Pero, Sr., yo también tengo esposa y seis hijos conmigo!
– Pues que vengan también. – respondió el banquero.
Entraron todos en el enorme y lujoso coche. Una vez en camino, uno de los hombres miró al banquero y le dijo:
– Sr., es usted muy bueno. Muchas gracias por llevarnos a todos!!!
El banquero le contestó: -¡Hombre, no tenga vergüenza, soy muy feliz de hacerlo!. Les va a encantar mi casa…. ¡El césped está como de veinte centímetros de alto!.

Moraleja:
Cuando creas que un banquero te está ayudando, piénsalo dos  veces 🙂

Evolución del hombre

Fuera de Carta

Ayer fui al cine para ver “Fuera de Carta” y sin dudarlo se la recomiendo a todo el mundo. Te hace reir y Víctor Cámara actúa con un personaje que lo borda!!! Pinchad en la imagen para ir a la web de la peli, no os la perdáis!!